Tuberculosis (TB)

La Tuberculosis (TB), antiguamente conocida como tisis, es una infección causada por la bacteria Mycobacterium tuberculosis, también conocida como bacilo de Koch. Afecta a humanos y animales, principalmente a ganado. La transmisión ocurre a través del aire, cuando el paciente infectado habla, estornuda o tose. No obstante, también es posible, aunque menos común, que una persona enferme por ingesta de productos contaminados, como leche o carne. Los síntomas más comunes son tos severa, bajada de peso, escupir sangre o mucosidad, debilidad, fiebre y escalofríos. Si no se trata adecuadamente, puede ser mortal. No todos los pacientes infectados por la bacteria enferman. Es lo que se conoce como tuberculosis latente (LTBI), la cual, sin tratamiento, puede derivar en la enfermedad. Estos pacientes no transmiten la enfermedad. El tratamiento consiste en antibióticos, y como prevención se recomienda evitar el contacto con infectados, usar medicamentos en los casos de riesgo elevado y mantener buenas condiciones de vida. El diagnóstico de la tuberculosis se puede hacer mediante un análisis de sangre para detectar la bateria o anticuerpos frente a la misma, o mediante una prueba cutánea de tuberculina.

La tuberculosis es la enfermedad infecciosa más prevalente en el mundo. Es la primera causa de muerte entre las personas infectadas por el VIH, y entre las relacionadas con la resistencia a antimicrobianos. Se calcula que, gracias a los esfuerzos mundiales contra la tuberculosis, 66 millones de personas han salvado la vida desde el año 2000. No obstante, el COVID-19 ha revertido estos datos y, por primera vez en más de 10 años, en 2020 volvieron a aumentar las muertes por tuberculosis (de 9,9 millones de enfermos en 2020, 1,5 millones murieron). Sin tratamiento, un promedio de 1 de cada 10 personas con infección de tuberculosis latente presentará la enfermedad de tuberculosis en el futuro. Se estima que más del 80 % de las personas que enferman de tuberculosis han tenido una infección de tuberculosis latente no tratada.

Si bien la infección en el ganado bovino está controlada en la mayoría de los países, la eliminación completa de la enfermedad se complica con la infección persistente de los animales silvestres. La prevalencia más alta de la tuberculosis bovina se sitúa en África y en ciertas partes de Asia, aunque la enfermedad también se encuentra en países de Europa y de las Américas.

Enfermedad infecciosa en humanos y animales (principalmente a ganado)

En Rekom Biotech, diseñamos y producimos reactivos IVD para el diagnóstico de Tuberculosis (TB). ¡No dudes en contactar con nosotros!

o

VOLVER AL LISTADO DE ENFERMEDADES INFECCIOSAS

Proteínas recombinantes

ENFERMEDAD/MICROORGANISMO NOMBRE REFERENCIAS DESCRIPCIÓN DETALLES

Tuberculosis (TB) / Mycobacterium tuberculosis (Bacilo de Koch)

CFP10
RAG0050
Antígeno de secreción de 10 kDa
CFP10:ESAT6
RAG0060 (quimera)
Antígeno recombinante quimérico formado por las proteínas CFP10 y ESAT6